67. ¿Por qué trabajo desde casa y no en una oficina?

El término trabajar desde casa no tiene porque significar no tener una oficina. Puedes trabajar desde casa teniendo una oficina, teniendo una estancia de la casa que únicamente está destinada a trabajar.

Precisamente esto es lo que yo hago y lo que recomendaría a cualquier persona que quiera trabajar de forma remota desde su casa.

Con trabajar desde casa me refiero exactamente a que no trabajo en las oficinas de las empresas para las que trabajo ni tengo una oficina fuera de mi casa.

Aclarado el término vamos a ver que ventajas e inconvenientes tiene el trabajar de forma remota. Como todo en la vida tiene sus cosas buenas y sus cosas malas.

Ventajas de trabajar desde casa

Trabajar desde casa tiene grandes ventajas. Para mí, personalmente, estas son las más importantes:

1. Eres más productivo

Hoy en día una oficina es un foco de distracciones. Compañeros preguntándote dudas, teléfonos sonando, personas hablando… Lo peor de todo es que son distracciones que no puedes evitar.

Trabajando desde casa en tu propia oficina, sin nadie alrededor, no tienes este tipo de distracciones. Esto básicamente se traduce en que puedes concentrarte más y ser más productivo.

2. Ganas tiempo

¿Cuánto tardas en desplazarte a tu lugar de trabajo? ¿30 minutos para ir y otros 30 para volver? Eso es 1 hora cada día, 5 horas cada semana y 20 horas cada mes.

Si tienes la oficina a 5 segundos de distancia ganas mucho tiempo. Tiempo que puedes dedicar a trabajar más o a tu tiempo libre. El caso es poder disfrutar de ese tiempo libre.

3. Tienes tu propio horario

Cada persona es un mundo. Algunos serán más productivos, o tendrán más ganas de trabajar, a la mañana y otros a la noche. ¿Por qué tenemos que seguir un horario estricto de 9h a 17h?

Trabajar desde casa te permite gestionarte tu propio horario. Encontrar esas horas en las que trabajar mejor.

Obviamente tendrás que compartir un cierto horario común con las personas para las que trabajas o con las que colaboras. De todas formas, no significa que tengas que compartirlo al 100%.

4. Ahorras costes

Si eres un freelance tienes que asumir tus propios gastos. Esto quiere decir oficina, desplazamientos…

El tener tu oficina en casa obviamente también genera ciertos gastos. Quizás la primera vez que colocas los muebles y la electricidad del día a día, pero ni por asomo te cuesta lo mismo que tener alquilada una oficina.

5. Trabajas desde donde quieras

El otro gran beneficio de trabajar desde casa es la libertad de estar o vivir donde quieras.

Da igual que trabajes desde casa, en un bar, en otra ciudad o en otro país. Si estás de viaje puedes trabajar de la misma manera. De la misma forma, si quisieras ir a vivir a otro lugar tu rutina de trabajo tampoco ser vería afectada.

Inconvenientes de trabajar desde casa

Como decía al principio, no todo es de color de rosas. Trabajar tú solo en casa tiene algunos pequeños inconvenientes:

1. Perdida de interacción social

Obviamente el hecho de no tener personas alrededor en tu oficina supone un beneficio en cuanto a productividad. Ahora bien, por otro lado pierdes esa interacción necesaria para todo ser humano y puedes sentir cierta sensación de soledad.

Una forma de prevenir esta soledad es cambiar tu lugar de trabajo ocasionalmente. Un bar, la oficina de un compañero o la casa de un familiar pueden ser buenos lugares para salir de la rutina de trabajar solo.

2. Te obliga a ser muy metódico

Trabajar desde casa no es tan bonito como se puede creer en un primer momento.

El trabajar desde casa te obliga a ser metódico. Te fuerza a ponerte tus propias reglas y cumplirlas. Si no lo haces puede ser un desastre total y tu productividad puede caer en picado.

Conclusión

Así que en resumen, trabajar desde casa es algo que hoy en día es totalmente posible. La tecnología ayuda a ello y vas a obtener bastantes ventajas al hacerlo.

Ser productivo evitando la distracciones de la oficina, no perder tiempo desplazándote, tener el horario que más se adapter a ti, ahorrar costes o tener la libertad de trabajar desde donde quieras son algunas de ellas.

Por otro lado, hay dos grandes desventajas. La primera es que debes ser muy metódico, aunque no tengas distracciones directas como puedes tener en una oficina rodeado de gente, sí que tienes otras distracciones indirectas y que tienes que ser capaz de controlar. Además el hecho de trabajar solo a veces te puede hacer sentir un poco abandonado, pero hay formas de evitarlo.

Como siempre sabes que puedes seguir y recomendar este podcast a través de iOS y Android. También puedes ponerte en contacto conmigo a través de mi formulario de contacto para cualquier duda o sugerencia. ¡Nos escuchamos el miércoles que viene a las 8AM!