15. ¿Qué posibilidades nos ofrece el GPS del móvil?

Transcripción

Antes que nada, vamos a ver el concepto de GPS. Yo creo que la mayoría de gente sabrá de qué se trata, pero vamos a aclararlo bien antes de empezar.

¿Qué es un GPS? Es un sensor que nos permite obtener las coordenadas del dispositivo. En pocas palabras nos permite ubicar el dispositivo dentro del mundo y saber dónde está, y la gran mayoría de móviles hoy en día, lo llevan.

¿Cómo funciona el GPS de un móvil?

¿Cómo lo hacen? A través del sistema de coordenadas geográficas, basado en latitud y longitud. Explicado de forma rápida, si dividiéramos la tierra en líneas verticales y horizontales, la latitud haría referencia a la línea horizontal, es decir “más arriba (norte) o más abajo (sur)”. Por su parte, la longitud haría referencia a la línea vertical, es decir “si está más a la derecha (este) o más a la izquierda (oeste)”.

En resumen, el GPS nos va a dar una latitud y una longitud, que son dos números, los cuales representan la posición exacta dentro de nuestro planeta. Es decir, donde se cruzan el punto vertical y el punto horizontal, es donde está el dispositivo; como si fuera el juego de “hundir la flota”.

¿Qué ofrece el GPS para el desarrollo de aplicaciones?

¿Qué posibilidades nos ofrece esto para el desarrollo de aplicaciones? La verdad, las posibilidades son casi infinitas como veremos a continuación. El sensor GPS es posiblemente, junto con la cámara, uno de los sensores que hacen realmente interesante y diferentes los móviles, sobre todo para desarrollar ideas con respecto a los tradicionales ordenadores que son dispositivos estáticos. El hecho de ser un dispositivo móvil y sumarle un GPS, es decir, que se puede seguir su posición, da un montón de posibilidades.

Tras aclarar brevemente qué es el GPS y ver qué obtenemos de él, vamos a ver qué posibilidades nos da. La verdad es que son muchas, pero vamos a ver unos cuantos ejemplos para que os hagáis una idea de las muchas ideas y proyectos que se pueden llevar a cabo.

He tratado de dividir las posibilidades del GPS en tres grandes categorías, explicando la funcionalidad y algunos ejemplos concretos de cosas que se pueden hacer o incluso, aplicaciones que ya lo hacen.

Utilizar el GPS del móvil para seguimiento y trazado de rutas

La primera de ellas es usar el GPS para mostrar un seguimiento para trazar un camino a seguir. Este es el caso más obvio y típico de un GPS. Al igual que un GPS de un coche sirve para trazar rutas y guiarnos, se pueden hacer apps que hagan exactamente lo mismo y, de hecho, las hay. Google Maps y Apple Maps traen GPS integrados que también podemos utilizar para ir en bici, coche o lo que sea.

Incluso, los propios fabricantes de GPS como TomTom tienen sus propias versiones de aplicaciones móviles. La verdad que los GPS en versión aplicación, tienen muchas posibilidades ya que pueden combinar el poder del acceso a internet que tiene el móvil para mostrar cosas como el tráfico en tiempo real o precios de las gasolineras (no sé si hay alguno que lo haga, pero se podría hacer seguramente).

En el caso del coche, prefiero un GPS dedicado como un TomTom porque yendo a velocidad con el coche, resulta más preciso el GPS dedicado. Sobre todo, en rotondas o sitios conflictivos donde hay muchos caminos, pareciera que el GPS del móvil va un poco atrasado; le lleva más tiempo actualizar la posición real. Al fin y al cabo, estamos hablando de dos dispositivos, quizás del mismo tamaño (aunque el GPS normalmente es más grande). Uno sirve exclusivamente para geolocalizar y el otro para mil y una cosas. Así que, veo normal que un GPS dedicado a la navegación en coche, sea mejor que una aplicación móvil.

Utilizar el GPS del móvil para aplicaciones tipo “running”

Ahora bien, dejando el coche a un lado, cuando se trata de otro tipo de actividades como correr, ir en bici, etc., el GPS es genial para hacer una app para ello. Aplicaciones como Runtastic, o muchas otras para correr o hacer deporte, aprovechan tanto el sensor del móvil como las demás funciones que tiene el dispositivo.

Por ejemplo, algunas aplicaciones de running, además de mostrar la ruta que vas haciendo, te ofrecen otras posibilidades como publicar tu ruta en redes sociales; incluso tus amigos pueden enviarte mensajes de audio de ánimo. En fin, las posibilidades para este tipo de aplicaciones son ilimitadas. Eso lo demuestra la gran variedad de aplicaciones que hay de este tipo.

Utilizar el GPS del móvil para seguir a terceras personas

Otra manera de explotar esta función de trazar rutas, es el seguimiento a terceros. Me explico: tal como podemos ver nuestra posición (porque una aplicación accede a nuestra posición), también podemos ver la ruta de otra persona, ya que la aplicación registra sus posiciones y nos la puede mostrar a nosotros. Por ejemplo, las aplicaciones de comida a domicilio o reparto en general.

Una de las que yo uso bastante es Amazon Prime Now que básicamente es una aplicación en donde te traen la compra del supermercado en unas dos horas a casa. Abres la aplicación y eliges de entre todos los productos que hay (no solo de supermercado, también hay cosas de tecnología). Cuando acabas tu compra y pagas, en dos horas te lo entregan.

Cuando el mensajero sale del almacén y viene a tu casa, tú puedes ver en un mapa dentro de la app, por donde viene ese mensajero; te muestra exactamente el camino que sigue desde el almacén de Amazon hasta tu casa. Probablemente no sea una función vital sin la que no puedan vivir estas aplicaciones, pero, a mí me encantan personalmente; me gusta el concepto.

¿Esto cómo funciona?, ¿Cómo puedes llegar a saber exactamente la posición del mensajero si tu móvil únicamente registra tus posiciones? Pues porque el mensajero tiene una aplicación en su teléfono y no es la misma versión que tú tienes instalada.

Su versión, además de gestionar los pedidos que hace, se encarga de enviar al servidor, sus posiciones GPS, es decir, “por dónde está yendo”. No te lo está diciendo directamente a ti; se lo está diciendo al servidor que como vimos en su día, es el corazón de toda aplicación.

Tu versión de aplicación pública que tienes instalada, lo que hace es pedirle al servidor las posiciones del mensajero. De esta manera es como tu puedes ver su posición; no tiene más misterio.

Como decía, esto también lo aprovechan muchas veces aplicaciones de comida a domicilio para hacer exactamente lo mismo. Aunque, también se podría aplicar a trabajos de limpieza a domicilio o, imagina por ejemplo una aplicación de limpieza de coches en donde, en vez de ir al túnel de lavado, tú, a través de tu aplicación, pides que un trabajador de la empresa te venga a lavar el coche, sin necesidad de que tu estés ahí. Con un sistema de estos, tu podrías ver como el repartidor va hacia el coche, y cuando está lavándolo.

Utilizar el GPS para medir distancias

La segunda de las categorías de funciones que nos deja hacer el GPS, es la localización de elementos y mostrar la distancia entre ellos; esta es otra de las típicas: guardar las localizaciones de cosas para luego hacer búsquedas con base en una posición.

Por ejemplo, un buscador de hoteles en donde, teniendo la ubicación de todos los hoteles y la tuya en el momento en que entras a la aplicación, puede calcular las distancias y permitirte hacer búsquedas alrededor de un radio de distancia.

Otro típico: compra-venta de productos de segunda mano. Por ejemplo, el caso Wallapop. Obteniendo la posición del vendedor cuando la coloca en su perfil, pueden ubicar sus productos en una zona concreta. Entonces, en el momento en el que tu vas a buscar un producto, obtienen tu posición y pueden ofrecerte resultados de los productos que están cerca de ti.

Esto, entre cosas, ha sido uno de los elementos que ha permitido triunfar tanto a Wallapop: buscar y encontrar productos casi a lado de tu casa, sin tener que hacer la típica búsqueda en la web, poniendo “localidad”, “ciudad”, “país”, etc. Simplemente entras con el móvil, automáticamente encuentra tu posición y ya está, encuentras todos los productos que están a tu alrededor.

Utilizar el GPS del móvil para detectar que alguien está cerca

La última categoría es detectar que alguien está cerca de algún sitio. Está función, quizás no es tan común, pero también es posible con el GPS.

Se trata de que en segundo plano y sin estar el usuario presente, la aplicación avisa al usuario cuando está cerca de algo en forma de notificación. Por ejemplo, una aplicación de ofertas de un barrio. El típico de folleto de antes de descuentos, de las tiendas del barrio, pero en versión 2.0: cada vez que pases delante de una tienda donde haya una oferta, el móvil te avisa. O incluso, tú puedes elegir que te avise cuando ciertos productos o servicios tengan descuento y tu estés cerca de ellos.

¿Cómo funciona eso? La aplicación del móvil va estar cogiendo tu posición GPS en un segundo plano cada cierto tiempo; esto lo va a enviar a un servidor, el cual va a mirar si tiene productos u ofertas cerca de tu posición que acabas de enviar. En el caso de que los haya, el servidor le dice al móvil “Si hay”, y le manda el resultado. En ese momento, a ti te llega una notificación, sin tu tener que haber hecho nada.

Otro ejemplo: puedes saber la gente con la que te has cruzado. Esto lo hacen esas aplicaciones de moda para ligar y conocer gente que se llama Happn. Es el concepto de siempre, de aplicaciones para conocer gente, que llevan apareciendo. Pero, la gran diferencia, es que solo te aparecen personas con las que tu te has cruzado, por ejemplo, en el autobús o en la calle. A partir de ahí, tu ya puedes decir si te gustan o no, chatear, etc. La diferencia es esa: que te aparece gente con la que te has cruzado.

¿Cómo lo hacen? Pues lo mismo, a través de las posiciones de cada persona. Comparando tus posiciones y las de la gente, van a mostrarte aquellas personas que entran dentro de tus filtros, pero comprobando la coincidencia de posiciones en el tiempo. En resumen, si estabas a la misma hora en unas coordenadas muy cercanas; quizás no es que os hayáis cruzado exactamente, pero estabais a unos metros. De esta manera es como lo pueden hacer.

Otro ejemplo muy parecido: avisos relativos al lugar donde estás. Por ejemplo, un periódico podría tener una sección dedicada a las noticias que están a tu alrededor; únicamente te saldrían las noticias de interés en la localidad o lugar donde estés. Sin ir más lejos, yo tengo una app hecha por mí, muy simple, para ver alertas del tiempo del lugar en que estás.

¿Cómo lo hago? En primer lugar, accedo al GPS del móvil cada cierto tiempo. Luego transformo estas coordenadas en una localidad exacta, como Barcelona. Posteriormente consulto en internet si hay posibilidad de lluvia para las próximas horas y, en caso de que la posibilidad sea alta, aviso al usuario con una notificación.

Algo que también podemos hacer es algo en función de si el usuario está cerca de algo. Por ejemplo, bancos. Hay bancos en donde se puede sacar dinero con tu móvil, sin tener que sacar la tarjeta. ¿Cómo lo puedes hacer? A través del móvil, pueden verificar que tu estás a lado o delante del cajero; a través de esto, funciona como una tarjeta: introduces el PIN y sacas dinero.

Otro ejemplo de app, que aquí en Barcelona funciona bastante bien es Cooltra, que permite coger una moto de alquiler, pero sin necesidad de ir a una oficina. Las motos están aparcadas por la ciudad y tú, con tan solo acercar tu móvil, te permiten abrirla y encenderla. Obviamente tienes que tener un usuario, pero, la forma de encender la moto es esa: te acercas con el móvil y ya está.

Evidentemente, estas cosas ya conllevan la interacción con otro tipo de sistemas como la apertura de la moto o sacar dinero del banco, pero el punto, es que funcionan gracias la localización del dispositivo.

Si te ha resultado útil este artículo puedes hacer que también lo sea para otras personas compartiéndolo en , LinkedIn o .

Como siempre para cualquier duda o sugerencia puedes contactar conmigo y estaré encantado de poder ayudarte.

¡Suscríbete

a la newsletter!

Simple y llanamente te mantendré al día una vez al mes a través de un email con artículos o noticias de interés relacionadas con el mundo de las aplicaciones móviles. ¡Nada de spam!