Diego Laballós

Desarrollador de aplicaciones Android

¿Tienen futuro las aplicaciones móviles?

¿Tienen futuro las aplicaciones móviles para 2017?

Ya hace un tiempo desde que empezó el fenómeno de las aplicaciones móviles. Concretamente desde el 2008 cuando Apple lanzó su iPhone con la AppStore que permitía descargar aplicaciones de cualquier tipo. Desde entonces, el mundo de las aplicaciones ha ido creciendo año tras año. Pero, ¿han tocado techo ya?, ¿siguen teniendo futuro de cara a los siguientes años?

Ahora que ya disponemos de datos completos del pasado 2016, podemos comparar con otros años anteriores y ver, de una forma objetiva, si siguen la progresión que han mantenido hasta ahora. Para acceder a toda esta información, podemos hacerlo a través de una fuente más que fiable, la web AppAnnie.

Hace poco tiempo han sacado su estudio, App Annie 2016 Retrospective, a través del cual podemos ver, de una forma sencilla y muy visual, todos los datos del 2016 en comparación con años anteriores.

1. Interés de la gente por las aplicaciones móviles

Antes de entrar a ver datos concretos del estudio que mencionaba, vamos a intentar ver un dato más subjetivo y difícil de medir: el interés de la gente por las aplicaciones móviles. Sin embargo hay una herramienta que es realmente útil para poder ver este tipo de dato, estoy hablando de Google Trends.

Google Trends es una herramienta de Google que nos muestra el interés de la gente a lo largo del tiempo sobre un tema concreto. Si hacemos una búsqueda por el término “Mobile App”, sobre toda la población mundial y desde el año 2004, estos son los resultados:

El interés de la gente por las aplicaciones móviles ha ido creciendo año tras año desde el 2004
Fuente: Google Trends

Como vemos el interés por las aplicaciones móviles ha ido creciendo años tras año y actualmente está en el punto más alto. Esto no quiere decir que al estar en el punto más alto, el año que viene tenga que decaer. Google Trends muestra un interés relativo al periodo de tiempo que se selecciona. Por ejemplo, si hacemos la misma búsqueda pero, en vez de seleccionar desde el 2004 hasta ahora, seleccionamos únicamente los últimos 12 meses, lo que nos aparece es algo así:

Durante los últimos 12 meses el interés por las aplicaciones móviles se ha mantenido alto teniendo un pico en Diciembre
Fuente: Google Trends

En este caso nos muestra un interés bastante alto a lo largo de los últimos 12 meses con un pico en el 25 de Diciembre. ¿Quizás marcado por las vacaciones de Navidad? Puede ser, pero no es el dato que quería mostrar. Simplemente era para ver cómo funcionan los datos de interés de Google Trends.

Viendo estos dos últimos gráficos, el que mejor puede contestar la pregunta del artículo, es el primero, el que nos muestra el interés desde 2004 hasta 2017. Así que, hasta aquí, si nos fiamos en la herramienta de Google, podríamos decir que sí, las aplicaciones tienen aún mucho futuro. Pero para no quedarnos únicamente con este dato, vamos a ver a fondo algunos de los temas que se hablan en el estudio de AppAnnie.

2. Comparación de descargas, ingresos y uso

Pasamos ya a los datos concretos. El número total de descargas es uno de los datos que nos muestra si las aplicaciones siguen o no creciendo de un año a otro.

Las descargar de aplicaciones móviles siguen aumentando de 2015 a 2016
Fuente: AppAnnie

Como podemos ver en este gráfico, las descargas totales, sumando Google Play y App Store, han seguido creciendo de 2015 a 2016. Han seguido incrementando el número de descargas con la misma tendencia que lo venían haciendo ya de 2014 a 2015.

Si comparamos las dos tiendas de aplicaciones, vemos como Google Play sigue teniendo bastante ventaja, en cuanto a descargas se refiere, frente a la App Store de Apple. Esto es un dato muy normal teniendo en cuenta que Android está instalado en aproximadamente el 90% de los dispositivos.

Si nos vamos al capítulo de los ingresos, veremos datos y tendencias un poco distintas.

Los ingresos de las aplicaciones móviles han seguido subiendo de 2015 a 2016
Fuente: AppAnnie

Tal y como muestra este gráfico, de 2015 a 2016 los ingresos de las tiendas de aplicaciones han crecido bastante más que de 2014 a 2015. Dato interesante ya que con un crecimiento semejante de descargas, las aplicaciones móviles consiguen más ingresos.

En cuanto a la comparación entre tiendas, no era ningún secreto el paradigma que se genera. Mientras que Google Play lidera en usuarios y descargas, la App Store lidera en cuanto a los ingresos que se obtienen. Como digo, ya es bien sabido que hay varias diferencia entre los usuarios de Android y los de iOS.

Otro dato muy interesante que nos ofrece el estudio, es el uso que hace la gente de las aplicaciones móviles.

El tiempo de uso de las aplicaciones móviles se incrementó un 25% de 2015 a 2016
Fuente: AppAnnie

Como refleja este gráfico, los datos de uso también siguen creciendo. El tiempo que las personas están utilizando aplicaciones móviles sigue aumentando, en este caso un 25% más. Actualmente empleamos unas 900 billones de horas utilizando apps.

3. Crecimiento de descargas según el país

Está claro que las aplicaciones móviles siguen creciendo en todos los ámbitos. Sin embargo, si nos fijamos en estos datos por países, veremos que este crecimiento es distinto. No se produce el mismo tipo de crecimiento en un país donde las aplicaciones están ya asentadas, que en otro donde empiezan a despegar.

Los países emergentes crecen mucho más en cuanto a descargas
Fuente: AppAnnie

Este gráfico muestra los países que más descargas de aplicaciones han tenido durante el año 2016. Podríamos decir que el país más “maduro” es EEUU. Es el lugar de referencia en cuanto a nuevas ideas y tendencias en aplicaciones móviles. De todas maneras, si nos fijamos en el gráfico, vemos que el crecimiento de descargas de 2015 a 2016, no es tan alto como el de países como India o Indonesia.

Esto es completamente normal. Estos países, como India o Indonesia, aún están recibiendo nuevos usuarios móviles. Nuevos usuarios que el año anterior no utilizaban aplicaciones y por lo tanto, sus descargas no estaban contabilizadas el año anterior. Por el otro lado, EEUU, no tiene tantos nuevos usuarios ya que, la mayoría de su población, ya era consumidora de aplicaciones en 2015.

4. Crecimiento en uso según el país

El tema es distinto en cuanto al uso que la población hace de las aplicaciones. El tiempo total que invierten usándolas.

Todos los países crecen mucho en el uso de las aplicaciones móviles aunque tengan poco crecimiento de descargas
Fuente: AppAnnie

Fijémonos en este gráfico de los países que más uso han acumulado en aplicaciones móviles durante el mismo año 2016. Obviamente, los países en los cuales las aplicaciones están empezando a despegar, crecen en el uso que su población les da. El dato curioso es que el crecimiento en el uso de EEUU. Es mucho más grande en comparación con su crecimiento de descargas.

La explicación es que los usuarios que ya tenían y utilizaban aplicaciones móviles, las están utilizando aún más. Este tipo de crecimiento no solo afecta al uso, sino también a los ingresos de las aplicaciones como veremos en el siguiente punto.

5. Diferentes modelos de crecimiento

Pese a que los países maduros no crecen tanto en cuanto a descargas, siguen creciendo mucho en uso e ingresos
Fuente: AppAnnie

En este caso vamos a ver tres países que podríamos considerar maduros en cuanto a la implantación de las aplicaciones. EEUU, Alemania y Japón no han incrementado drásticamente sus descargas de 2015 a 2016. De hecho, Japón ha perdido alrededor de un 2%. Sin embargo, si nos fijamos en las barras de uso e ingresos, los datos son completamente distintos. Todos los países crecen muy por encima de su incremento de descargas.

La conclusión es que las aplicaciones móviles no solo crecen porque la gente empieza a tener smartphones, también crece el uso de la gente que ya tenía móvil y ya utilizaba aplicaciones. Año tras año van aumentando el tiempo que le dedican.

6. Las aplicaciones siguen transformando mercados

No es ningún secreto que las aplicaciones siguen transformando mercados. Hacer la compra, comprar billetes de avión, pedir comida a domicilio… Son muchas las apps que nos han hecho cambiar nuestros hábitos. Cambia la forma en que consumimos ciertos productos y por lo tanto, las aplicaciones transforman la industria.

Gracias al estudio de AppAnnie, podemos acceder a datos concretos de algunos de estos mercados.

Una de las industrias, que más ha despegado este año, es el video bajo demanda. Plataformas como Netflix o HBO, han cambiado la forma en que vemos películas y series. En gran parte, gracias a sus aplicaciones móviles.

Las aplicaciones móviles de video bajo demanda siguen aumentando exponencialmente sus ingresos
Fuente: AppAnnie

Este cambio se traduce en el gráfico anterior. Vemos como, las principales plataformas de streaming de video, multiplican sus ingresos más del doble en países tan importantes como EEUU, China y Reino Unido.

También estamos cambiando la forma en la que compramos, y es que sí, las compras online ya no solo cuestión de la web. Las compras a través del móvil están aquí para quedarse.

Año tras año instalamos más aplicaciones móviles de compras online en nuestro teléfono
Fuente: AppAnnie

En este gráfico podemos ver cómo crece la media de aplicaciones instaladas por usuario para compras online. Actualmente, cada usuario tenemos alrededor de cuatro aplicaciones para hacer compras online.

Para acabar con otro ejemplo de mercado, vamos a ver qué pasa en el sector bancario. ¿Quién no tiene la aplicación de su banco instalada en el móvil?

Se acabó tener que ir al banco a consultar tu saldo o ir al cajero para hacer una transferencia. Incluso tampoco es ya necesario estar delante de tu ordenador para hacer ambas cosas. Todo ello lo puedes hacer ya desde tu móvil, en cualquier lugar y en cualquier momento.

Cada vez más gestionamos las operaciones con nuestro banco desde aplicaciones móviles
Fuente: AppAnnie

En este gráfico podemos ver esta realidad. Los principales bancos de Reino Unido, Francia y Alemania han experimentado un fuerte crecimiento en las sesiones de usuario de sus aplicaciones desde 2014 hasta 2016.

Conclusión

Resumiendo todos los datos anteriores en pocas palabras, podríamos decir que las aplicaciones móviles tienen aún mucho futuro. Datos como las descargas, el uso o los ingresos que generan año tras año, dan buena fe de ello.

Este crecimiento, no es solo un crecimiento natural debido a la llegada de los smartphones. Las aplicaciones no crecen únicamente porque cada vez más gente tiene móviles para usarlas. Crecen también gracias a los cambios de hábitos de las personas que ya las estaban utilizando. Cada vez más utilizamos el móvil frente a otros dispositivos como el ordenador.

Obviamente no está ni mucho menos todo inventado. Año tras año salen nuevas ideas, nuevas empresas que ofrecen nuevos e innovadores servicios. Incluso en la web, que lleva más de 20 años con nosotros, siguen apareciendo nuevos servicios. Así que, si tienes una idea, que el miedo a un oscuro futuro de las aplicaciones móviles, no sea una barrera para desarrollarla.

Espero que este artículo y los datos mostrados te hayan sido de ayuda. Si tienes cualquier duda, pregunta o sugerencia puedes contactar conmigo a través de mi formulario de contacto y estaré encantado de poder ayudarte.

Compartir